miércoles 04 de agosto de 2021    | Algo de nubes 10.4ºc | Merlo, San Luis

Medidas para la reactivación económica

“San Luis, siempre se destacó por su administración ordenada”

viernes 09 de julio de 2021
“San Luis, siempre se destacó por su administración ordenada”

Fue el jueves 8 de julio en la Cámara de Diputados. Zabala Chacur expuso sobre la gestión del Gobierno provincial, informando sobre las políticas y medidas tomadas para la reactivación económica provincial.

La jefa de Gabinete de Ministros, comenzó su informe recordando lo que manifestaba el gobernador, Alberto Rodríguez Saá, el pasado 1° de abril durante la Apertura de Sesiones Legislativas, cuando aseveró: “Diseñar políticas de gobierno, requiere de una mirada estratégica que procure satisfacer las necesidades existentes, y prevea aquellas que puedan ir surgiendo con el transcurso del tiempo, producto de la evolución de la sociedad”.

Durante su informe, la funcionaria afirmó que nos encontramos inmersos en una situación económica sin precedentes, donde, diseñar políticas de reactivación, sin poder maniobrar las herramientas monetarias y fiscales que representan un alto porcentaje de los recursos provinciales se torna difícil cuando nos referimos a jurisdicciones provinciales. “Sin embargo, San Luis, siempre se destacó por su administración ordenada, lo que hoy le permite luchar contra los flagelos que causan las crisis económicas y sanitarias, procurando brindar esperanza y mitigar el dolor y el hartazgo de quienes habitan nuestra provincia, generando una batería de medidas que abarcan a todos los sectores económicos y sociales, con la finalidad de lograr, de manera lenta, pero segura, la recuperación de la situación imperante antes del inicio de las crisis”.

En primer lugar, hizo referencia a la obra pública, “motor por excelencia del dinamismo económico, que no sólo genera puestos de trabajo genuinos, sino que aumenta el patrimonio del Estado con obras que benefician a diversos sectores de la sociedad. Actualmente, se encuentran en ejecución más de 88 obras públicas que generan entre 8.000 y 10.000 puestos de trabajos directos e indirectos”.

La funcionaria recordó que, tal como lo señala la Comisión Económica para América Latina (CEPAL), la pandemia ha generado una de las peores crisis económicas mundiales desde la Gran Depresión de los años ‘30 del siglo pasado. “Las medidas de confinamiento, adoptadas para gestionar los problemas de salud pública, han tenido profundos efectos económicos, paralizando las actividades ‘no esenciales’, que pueden representar el 50% o más de la actividad económica en muchos países”, describió.

Natalia Zabala Chacur detalló además que la perturbación en los mercados financieros generó la peor fuga de la historia de capitales de cartera desde las economías emergentes. A su vez, el comercio internacional ha sufrido una marcada contracción, que profundiza el proceso iniciado a fines de 2019 como consecuencia de la desaceleración económica mundial y de las “guerras comerciales”, especialmente entre los Estados Unidos y China. Las exportaciones de servicios también han disminuido, especialmente por la paralización del turismo y del tráfico aéreo de pasajeros. Las remesas de trabajadores migrantes a sus países de origen también sufren una reducción considerable, y se están imponiendo nuevos controles a la migración internacional.

La jefa de Gabinete añadió que, en términos económicos, en América Latina la pandemia golpeó a la región después de cinco años de lento crecimiento, “y puede caracterizarse como ‘una década perdida’. Aparte de los efectos directos de las medidas de confinamiento decretadas en varios países, o las que la población ha adoptado voluntariamente para protegerse, las economías de la región también están sufriendo los efectos de la crisis mundial. América Latina tendrá la caída más pronunciada de la actividad económica en el mundo en desarrollo, reiterando el patrón que la ha caracterizado en décadas recientes, aunque con efectos heterogéneos en los distintos países. La recesión de 2020 será, además, la peor desde la Segunda Guerra Mundial”.

En la misma línea, sostuvo que en Argentina, hay quienes consideran que se trata de dos crisis consecutivas: la crisis económica de 2018-2019, seguida de la crisis generada por la pandemia, iniciada en 2020.

Como ya expuso ante ese cuerpo legislativo, indicó que la crisis económica comenzó cuando los prestamistas internacionales decidieron no otorgar un nuevo financiamiento al Gobierno argentino, “dejándolo a las puertas del default, lo cual se agravó aún más con la solicitud de ‘apoyo financiero’ al FMI, lo cual redundó en dos acuerdos distintos en junio de 2018”.

Continuó sumando que la historia ya era conocida por todos, dos renuncias en la presidencia del BCRA, devaluación del peso y aceleración de la inflación. “En definitiva, en agosto de 2018, Argentina cae en recesión y la contracción económica fue del 2,6%. En el 2019, la recesión se mantuvo, en julio se desató una nueva corrida cambiaria que provocó, a fines de ese mismo mes, una fuerte caída de los bonos y acciones argentinas, y el aumento del riesgo país en 700 puntos. El 12 de agosto, luego de las elecciones primarias se desencadena una fuerte corrida cambiaria y bursátil (esta última, con una caída del 48%), que devaluó el peso en un 40%, el riesgo país duplicó su valor para alcanzar 1.700 puntos básicos. Nuevamente la inflación se aceleró para llegar a la cifra más alta desde el 2002. El resultado final fue una nueva contracción en la economía del 2,1%”, apuntó.

ANSL

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Más noticias
Últimas noticias