El mate y las reuniones sociales, entre las causales del aumento del brote de coronavirus en Traslasierra
Coronavirus
Con los tres confirmados de este sábado, suman 67 los contagios en Traslasierra.
COVID-19

El mate y las reuniones sociales, entre las causales del aumento del brote de coronavirus en Traslasierra

A 13 días de iniciado el foco de Villa Dolores, con 67 contagios, se convirtió en el brote activo más importante de la provincia de Córdoba, y uno de los más significativos del país teniendo en cuenta la relación de contagios con la densidad poblacional.
28/06/2020

El mate compartido y las reuniones sociales, sobre todo entre hombres, surgen entre las principales causas de la propagación del coronavirus en Traslasierra, de acuerdo a un estudio realizado por el Coe regional.

A 13 días de iniciado el foco de Villa Dolores, con 67 contagios, se convirtió en el brote activo más importante de la provincia de Córdoba, y uno de los más significativos del país teniendo en cuenta la relación de contagios con la densidad poblacional. 

En la región, que durante más de 80 días fue “zona blanca”, ya son cuatro las localidades y dos los departamentos con presencia de la enfermedad.  

El problema sanitario, y el consecuente regreso a la Fase 1 de aislamiento en la zona, crearon un importante malestar en la comunidad. El ingreso del virus es atribuido a tres operarios llegados desde Buenos Aires. La justicia investiga de oficio la circunstancia en que estas tres personas llegaron, sin realizar la cuarentena obligatoria para quienes ingresaban a la región. 

Fuentes del hospital Villa Dolores aportaron ayer un dato inquietante: en los próximos días se espera otro pico de contagios, como consecuencia de la cantidad de reuniones familiares que, violando ya la fase 1 de cuarentena, se realizaron para el Día del Padre, el pasado domingo 21.

El contagiado transerrano

A pedido del diario La Voz, el Coe dio a conocer ayer el perfil del contagiado de Traslasierra. Ramiro Papera, médico vocero de la entidad, informó: “Hay entre ellos una presencia mayor de hombres, de jóvenes y de personas que compartieron el mate”. 

Los datos obtenidos sobre los primeros 48 contagiados establece: el 61% son hombres y el 39% mujeres; el promedio de edad va de los 30 a los 35 años; y sólo un 5% supera los 65 años. Un 20% es menor de 20 años. En cuanto al estado de salud del grupo observado, Papera dijo: “El 62 por ciento tiene sintomatología leve, tres personas estuvieron internados en el hospital Rawson de Córdoba, a dos de ellos ya le dieron el alta y sólo uno, que estuvo en terapia intensiva, está próximo a recibir el alta; ninguno usó respirador artificial”.  

El profesional destacó: “Lo bueno es que la cantidad de los contagios aún está dentro de lo esperado, y que tenemos los recursos suficientes para enfrentar la crisis”. Resaltó además que ningún trabajador de la salud se contagió, y que son más 6500 los análisis que dieron negativo. La cantidad representa un 13% del total de la población focalizada, uno de los mayores abordajes que se haya hecho en un brote en el país. 

Sin respuesta 

La presencia del virus en Villa Dolores, por parte del COE, se atribuye a tres operarios que el 1 de junio llegaron a la ciudad para trabajar en los cajeros de la sucursal local del Banco Nación. Venían desde el gran Buenos Aires y se instalaron en un departamento del centro de la ciudad, sin hacer la cuarentena que el protocolo exigía en plena zona blanca.

Según las autoridades, presentaron certificados de Covid-19 negativos, y habrían ingresado en el período de incubación de la enfermedad. 

El grupo habría contagiado a un cajero del banco y a un policía con el que almorzaron, quienes a su vez difundieron el virus entre sus contactos estrechos. El joven uniformado se convirtió en el “Caso 1”, que fue dado a conocer el martes 16 de junio. El fin de semana largo anterior coincidió con el inicio de la flexibilización de la cuarentena en la región, hecho que contribuyó a la existencia de los primeros casos. 

Luego se supo que un técnico de alarmas que llegó desde de La Falda se contagió en el mismo banco y llevó el virus a Punilla. 

La pregunta que nadie contestó aun es por qué no se les exigió cuarentena fuera de la zona al grupo de bonaerenses, luego de que sí se le obligara a muchísimas personas; entre ellas transerranos que regresaban, cientos de trabajadores golondrinas, y otros casos. La cuestión fue el centro de un ruidoso entredicho entre autoridades y periodistas en una conferencia de prensa el pasado lunes. El martes, la fiscal Lucrecia Zambrana, de los tribunales locales, decidió investigar de oficio la situación. 

“La investigación se centra básicamente en cuestiones penales, por ejemplo, queremos saber si hubo desobediencia a la autoridad entre quienes pudieron iniciar la propagación del virus” dijo Zambrana a este medio. Respecto a la presunción de que los tres bonaerenses podrían haberse contagiado en Villa Dolores, y no al revés como se especula, la funcionaria respondió que no se descarta ninguna hipótesis. La causa está en curso y no tiene imputados. El incumplimiento de la medida sanitaria prevé de seis meses a dos años de prisión; la propagación dolosa del virus, de 3 a 15 años. 

Menos presos

Luego de iniciada la Fase 1 de cuarentena, la Mesa de Derechos Humanos de Traslasierra solicitó que no se encierren sin respetar las distancias a los detenidos por incumplimiento del aislamiento. Zambrana informó que se estaba apelando a un acta de intimación previa a quienes incumplían la norma, y que por delitos comunes se encarcelaba a la menor cantidad posible de personas.

Claves por pueblo

De acuerdo al Coe, con los tres confirmados de este sábado, suman 67 los contagios en Traslasierra: 45 en Villa Dolores, 3 en Yacanto, 5 en San Pedro, 11 en Villa Sarmiento; a los que se suman los tres viajeros trabajadores iniciales. Son más de seis mil los negativos en la zona. 

(Fuente: La Voz)

 

Copyright Infomerlo.com 2020.   Infomerlo.com es marca registrada, protegida por ley ®. Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas.